El PSOE pide a las Cortes de Aragón que interponga un recurso de inconstitucionalidad a la Reforma Local

Es la única forma de garantizar la calidad de los servicios para los ciudadanos.

PSOE, CHA e IU han solicitado este lunes, 3 de marzo, a la Mesa de las Cortes de Aragón la convocatoria de una Pleno extraordinaria para acordar la interposición de un recurso de inconstitucionalidad contra la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local. Así lo han anunciado en rueda de prensa los portavoces de los tres grupos de la oposición tras registrar esta solicitud en las Cortes, motivada por: la extralimitación de la legislación básica estatal sobre Régimen Local que vulnera las competencias autonómicas; la atribución de competencias a las comunidades autónomas a través de la legislación básica estatal (lo cual sólo puede ser a través del Estatuto de Autonomía de Aragón); porque hay una lesión de la autonomía local muy clara; y la inconstitucionalidad por vulneración del principio democrático en el ámbito local.

El portavoz del Grupo Socialista en las Cortes de Aragón, Javier Sada, ha recordado que “llevamos ya tiempo preocupados por las posibles incidencias de esta ley tanto en las competencias autonómicas como, sobre todo, en los ciudadanos”. Por ello, ha considerado que la presentación de esta solicitud “es urgente e imprescindible” ya que “es una Ley que no tiene ninguna justificación, sólo va a provocar una reducción del gasto por la vía de reducción de servicios a los ciudadanos, sobre todo, a los del medio rural; y golpea a aquella institución donde más cercana es la decisión al ciudadano, con más eficacia se vienen prestando los servicios y un mayor democrático existe sobre el mismo”. “Deseamos que esto siga adelante, porque es la única forma de garantizar la calidad de los servicios para los ciudadanos, sobre todo, para los que viven en el medio rural”, ha apuntado Sada.

Los Ayuntamientos juegan “como primera puerta a la que llama la ciudadanía” y la reforma local aprobada por el Partido Popular supone transformarlos en “fantasmas institucionales, vacíos de competencias y vacíos de financiación”. El otro peligro de la nueva ley: “es una campaña de privatización a gran escala de los servicios públicos, y no estamos dispuestos a permitírselo”. Todo esto significa “la demolición del modelo actual de la Administración Pública y el desmantelamiento de los servicios públicos” y ” no tiene en cuenta los principios de proximidad y de equidad en la prestación de los servicios públicos y pone en peligro la prestación de los servicios sociales básicos que tanto necesita la ciudadanía en estos momentos de dura crisis económica.

La rueda de prensa ha sido compartida con Patricia Luquín, portavoz del grupo parlamentario IU Aragón y con el portavoz de Chunta Aragonesista, José Luis Soro.