Sánchez Quero advierte de que no se podrá avanzar si la Estrategia contra la Despoblación carece de presupuesto

El presidente de la DPZ ha apuntado que el Foro “Retos para combatir la despoblación” debe ser un punto de inflexión para iniciar una coordinación entre instituciones para afrontar la despoblación y que los y las socialistas debemos actuar ya.

Zaragoza, 20 de octubre de 2018 (Europa Press).- El presidente de la Diputación de Zaragoza (DPZ), Juan Antonio Sánchez Quero, ha clausurado este sábado el Foro de Debate Municipal del PSOE en el Palacio de Congresos Expo de Zaragoza. En él ha advertido de que “difícilmente podremos avanzar” si la Estrategia nacional de lucha contra la Despoblación, que debe ser “un punto de inflexión”, carece de presupuesto.

También ha llamado la atención sobre el hecho de que desde el Gobierno de España a los ayuntamientos hay comisiones de lucha contra la despoblación, apostando por incrementar la “coordinación”. “Ha llegado el momento de hablar menos y actuar más”, ha proclamado.

“Si no consolidamos lo que tenemos difícilmente podremos avanzar”, ha dicho el también presidente de la Comisión de Despoblación de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), quien ha comentado que este asunto ya forma parte de la agenda política española.

Sánchez Quero ha avisado de que “el mundo rural se rompe” y ha puesto el ejemplo de la localidad zaragozana de Tobed, que tenía 1.000 habitantes a comienzos del siglo XX y ahora 240, alertando de que “cuando un pueblo desaparece, desaparece su cultura, su patrimonio, sus tradiciones, sus señas de identidad”.

El presidente de la DPZ ha reconocido que “el panorama está negro” y ha puntualizado que “los socialistas nunca nos debemos resignar” y deben “revertir esta situación, dar ejemplo de responsabilidad”, recordando que el PSOE tiene más alcaldes y concejales.

Así, ha repasado la gestión realizada hasta ahora, comentando que en 1991 los socialistas pusieron en marcha los grupos de acción local, “la democracia participativa” y en 2007 aprobaron una Ley de Desarrollo Rural Sostenible que preveía una inversión en Aragón de 184 millones de euros cofinanciados al 50 por ciento, “pero tuvimos la mala suerte de perder las elecciones, llegó el PP y se cargó el proyecto”, ha apuntado Juan Antonio Sánchez Quero.